• 17
  • Abr
  • 0
retina y vítreo
Author

Aprendamos todo sobre retina y vítreo

Retina y vítreo es la subespecialidad de la oftalmología que atiende aquellas enfermedades que afectan directamente la retina y sus espacios adyacentes. Una de los zonas más vulnerables e importantes dentro del ojo humano.

¿Qué son retina y vítreo y cómo se relacionan?

Retina y Vítreo son dos componentes visuales que guardan una relación estrecha, para el correcto funcionamiento de la vista.

La retina es el tejido natural que recubre como un protector la superficie interior del ojo. Funciona captando las imágenes que podemos refractar de la luz, por lo que cualquier patología que la afecte, puede generar en un problema visual muy delicado.

Por su parte, el humor vítreo es el líquido que rellena el espacio comprendido entre la retina y la cara posterior del cristalino. Está compuesto en un 99% de agua, y su función es mantener a la retina en un estado perfecto, para que de esta forma pueda reproducir las imágenes con claridad y precisión.

¿Cuáles son las principales patologías que atiende esta subespecialidad?

Las enfermedades de retina y vítreo son diversas y complejas. Quizás la más conocida sea el desprendimiento de retina (incluso, los trastornos causados por la diabetes). Pero lo cierto es que existen otras patologías, igual de delicadas, que comprenden a esta subespecialidad.

Algunas de ellas son:

  • Retinopatía Diabética: esta enfermedad es provocada por la diabetes, y causa el deterioro de los vasos sanguíneos del ojo. Esto provoca una especie de “engrosamiento” en la retina, dificultando la visión.
  • Degeneración Macular: Se afecta la mácula del ojo, la parte que permite ver los pequeños detalles.
  • Hemorragias vítreas: El sangramiento de los vasos de la retina, por cualquier anomalía, puede opacar el humor acuoso que es el vítreo, causando disminución de la visión.
  • Edema Macular: se produce cuando se acumula un exceso de líquido en la mácula, que provoca la irritación de la retina, pudiendo ocasionar visión borrosa o distorsión de las líneas.
  • Neuropatía Óptico Isquémica: es un infarto del nervio óptico, causado por el cierre de las arterias posteriores, que se encargan de esa parte del ojo humano. Puede provocar una pérdida de visión, por lo general, irrecuperable.
  • Retinosis Pigmentaria: es la degeneración hereditaria de la retina, ocasionada por la pérdida o ausencia de una proteína ocular que permite el correcto funcionamiento de la vista. Ante esta ausencia, y sin el tratamiento adecuado, puede generar en ceguera.

El desprendimiento de retina sucede cuando aunque sea solo una pequeña parte de su extensión puede ocasionar que se separe de su soporte, y hace que el área afectada deje de funcionar.

Tratamientos más comunes para retina y vítreo

Los padecimientos de retina y vítreo se tratan en dependencia de la complejidad y el tipo de patología que sea. Pueden ser tanto farmacológicos como implicar intervenciones quirúrgicas. Algunos de los más reconocidos son:

  • Uso de medicamentos: por vía oral, o intravenosa, mediante el empleo de antiinflamatorios, antibióticos u otras medicinas.
  • Fotocoagulación con láser: se emplea en la retinopatía diabética, para sellar los agujeros que puedan aparecer en la retina. De esta forma se evita que se desprenda.
  • Vitrectomía: cirugía que permite manipular la retina desde el mismo interior del ojo. Se emplea para tratar las patologías de desprendimiento de retina, las hemorragias vítreas entre otras afecciones.

En Centro Láser contamos con las herramientas, tecnología y personal capacitado para darle la mejor asistencia en cuanto a los servicios de Retina y Vítreo. Contamos con los más modernos tratamientos y equipos para garantizar la recuperación de la función del ojo que se haya visto alterado por alguna de las dolencias que atiende esta subespecialidad.

 

Déjanos un comentario